Recomendaciones para elegir una farmacia barata online

En los tiempos en los que vivimos en los que imperan la inmediatez y la comodidad, son muchos los negocios que se han hecho un hueco en el espacio virtual. Con el auge de los smartphones, las tabletas, las televisiones inteligentes y demás dispositivos con conexión a Internet, las empresas y especialmente el mundo de la farmacia barata, junto con las instituciones empiezan a ofrecer servicios y productos a los ciudadanos cada vez nos ponen las cosas más fáciles y accesibles.

De esta manera, ya podemos hacer la compra por Internet desde la comodidad de nuestro sofá, podemos alquilar una película en un videoclub online sin necesidad de salir de casa, incluso podemos pedir cita médica con un sencillo clic. Para todos aquellos y aquellas que todavía no lo sepáis, os anunciamos que también existen farmacias que operan en la red y en las que podemos adquirir medicamentos así como productos de belleza y relacionados con la salud. Es un sector incipiente que poco a poco está ganando adeptos.

Ventajas de comprar en una farmacia barata:

Como ya hemos comentado, la comodidad y la rapidez son dos de los bienes más preciados de nuestra sociedad. Comprar medicamentos en línea o cualquier otro producto o servicio es mucho más cómodo que tener que salir de casa, acercarnos a la tienda, hablar con los dependientes…

Actualmente las farmacias online sólo tienen permiso para vender productos de belleza o propios de parafarmacias, pero a partir de 2015 también podrán vender medicamentos no sujetos a receta médica. Esto supone alrededor de 1.200 medicamentos como analgésicos o antiinflamatorios (aspirina, ibuprofeno, paracetamol, etc.)

¿Qué hay que tener en cuenta?

  • Debemos asegurarnos de que la tienda online en la que compramos un producto es realmente una farmacia con licencia para vender medicamentos. La Unión Europea ha preparado un logotipo común para todas las farmacias autorizadas. También podemos leer la sección “Quiénes somos” de la web para saber más sobre el vendedor.
  • También debemos asegurarnos de que la farmacia online tiene una sede física, ya que sólo farmacias con sede física están autorizadas para vender medicamentos por Internet. Esto podemos comprobarlo en los datos de contacto que deben figurar en la web.
  • Sólo podrán vender medicamentos (otros productos, sí) durante el horario comercial de apertura de la farmacia física. Esto es un buen dato para saber si estamos ante una farmacia con licencia o ante una tienda virtual de dudosa naturaleza.
  • Atención al cliente: es muy importante que la farmacia garantice la atención al cliente y que facilite el contacto mediante teléfono, chat en directo o correo electrónico. También deben ofrecer asesoramiento al consumidor sobre los medicamentos y productos que tienen a la venta. Eso sí, la atención debe darla un farmacéutico.
  • Plazos, cargos y lugar de entrega: es recomendable leer detenidamente las condiciones que la farmacia online ofrece en relación a la entrega del producto, sobre todo para poder comparar si sale más a cuenta económicamente comprar el medicamento online o de forma presencial. Lo que sí deben asegurar es que la entrega se haga en tu domicilio y que el medicamento viaje directamente de la farmacia a tu casa, para asegurar que no se produce ninguna alteración del producto.